Ir al contenido principal

Descubren un nuevo dinosaurio en México


Paleontólogos mexicanos del Museo del Desierto (Mude) descubrieron una nueva especie de dinosaurio, el Acantholipan gonzalezi, perteneciente al género nodosaurio, informó este martes el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

 Los restos fósiles encontrados indican que es completamente diferente a cualquier otra especie registrada y que vivió durante 84 millones de años en las costas ubicadas al noroeste del estado de Coahuila durante el periodo Cretácico. "Es un dinosaurio armado, de tipo nodosaurio, es como estos dinosaurios acorazados, solo que a diferencia del anquilosaurio, que es el más conocido, este no tenía un mazo en la cola", señaló el jefe del departamento de paleontología del Mude, Héctor Rivera.

El paleontólogo José Rubén Guzmán expuso que algo fundamental que diferencia a este dinosaurio de otras especies son las espinas que le brotaban cerca del lomo y que utilizaba como mecanismo de protección. El nombre de este nuevo dinosaurio, el Acantholipan gonzalezi, está formado por "Acantho", que proviene de la raíz griega "acantos", que significa espina, y "lipan", en honor a la tribu apache que antaño habitó esta región del norte de México.

El "gonzalezi" surge en honor al maestro Arturo González, director del Mude, cuyo papel está considerado como esencial para la investigación, difusión y divulgación del patrimonio paleontológico en México.

El hallazgo llega tras ocho años de investigación en el estado de Coahuila y, según los especialistas, constata que México es un país de dinosaurios. "No es necesario que pensemos en países o regiones como el sur de África o desiertos de Argentina. Aquí en México tenemos una riqueza paleontológica muy importante, específicamente en el estado de Coahuila. Tenemos esta riqueza paleontológica y vale mucho la pena que la población, los niños y jóvenes se involucren en conocer este patrimonio que es de todos los mexicanos", aseveró Guzmán.

El hallazgo forma parte del proyecto Dinosaurios de la Región Desierto de Coahuila, y a pesar de que no se cuenta con gran parte del esqueleto, los científicos cuentan con el material fósil clave, conocido como holotipo, para determinar que representa un nuevo género y especie de dinosaurio. El holotipo está constituido por una vértebra dorsal, una vértebra caudal, un fragmento de costilla, el extremo distal de un húmero izquierdo, un cúbito izquierdo, el extremo distal de un fémur izquierdo y una espina osteodérmico-torácica distal.

En el descubrimiento participaron investigadores mexicanos y alemanes del Museo del Desierto, el Museo de Paleontología Eliseo Palacios Aguilera, el Museo Estatal de Karlsruhe y la Universidad de Heidelberg. Los paleontólogos del Mude esperan que en un futuro cercano se puedan exhibir los nuevos descubrimientos en el Museo del Desierto, pues actualmente los fósiles de este nuevo acorazado se encuentran en la Colección Paleontológica de Coahuila (CPC).

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Qué ocurre en nuestro cerebro cuando morimos?

Un equipo de neurólogos del Charité–Universitätsmedizin Berlin ha descubierto una ola de actividad eléctrica en el cerebro humano denominada "tsunami cerebral" (spreading depression en inglés), que precede al momento de la muerte. Según la investigación, publicada en la revista especializada Annals of Neurology, al examinar la actividad cerebral en nueve pacientes moribundos, los científicos observaron una ráfaga de actividad en este órgano que parece preceder al fin de la vida. Este hallazgo indica que la consciencia todavía puede estar presente durante varios minutos después de que el resto del cuerpo deje de mostrar signo alguno de vida, es decir, descubrieron que incluso cinco minutos después de que el corazón de una persona deje de latir, sus células cerebrales o neuronas aún pueden funcionar.
Para llevar a cabo este descubrimiento, el equipo de investigadores liderados por el neurólogo Jens Drier monitorizó de manera continua las señales eléctricas en cerebros de nuev…

¿Cómo nos afecta el "agujero negro" del Sol?

Un 'agujero' grande y oscuro se ha abierto en la atmósfera del sol, lo que permite que los vientos solares salgan precipitadamente al espacio, algo habitual, pero espectacular.

El Observatorio de Dinámica Solar/SDO de la NASA capturó esta imagen ultravioleta del agujero coronal el 8 de noviembre. Estos amplios agujeros pueden abrirse en la atmósfera superior del sol, o corona, como resultado del campo magnético dinámico de la estrella.

Del mismo modo que los pliegues y dobleces del campo magnético pueden causar manchas solares y erupciones solares, también pueden abrir agujeros temporales en la corona. Al igual que el agujero en la capa de ozono en la Tierra, un orificio coronal no atraviesa la atmósfera del sol.Es simplemente una región que es más fría y menos densa que el plasma circundante.La apertura en el campo magnético permite que las partículas escapen mucho más rápido que en el viento solar normal, de acuerdo con el Centro de Predicción del Tiempo Espacial.

Estas co…

¿Una nueva edad de hielo?

El Sol se está quedando en silencio. En las últimas décadas, las machas solares han ido desapareciendo progresivamente de nuestra estrella favorita hasta lo que parece un mínimo histórico.

Las manchas solares son la forma con la que, desde hace más de 400 años, medimos y controlamos la actividad del Sol. Una actividad que, por lo que sabemos está íntimamente ligada a las temperaturas y las condiciones climatológicas de la vida en la Tierra. Por eso, la progresiva desaparición de manchas ha hecho que muchos expertos se pregunten qué está pasando y si es posible que nos estemos aproximando a una nueva edad del hielo.

Las manchas solares son regiones de la superficie solar con una temperatura más baja que sus alrededores. Es decir, son esas cosas negras que se ven en las fotos. Lo cierto es que, en realidad, no son negras sino más bien de un rojo brillante pero la diferencia de temperatura con el resto del sol hace que - por comparación - nos parezcan oscuras.

Desde 1610 o incluso antes, lo…